Desfile triunfal

Ocho años tardó César en conquistar toda la Galia.

Ante el asombro del Senado y del Pueblo de Roma Cayo Julio Cesar se había proclamado vencedor ante más de 3 millones de helvecios, galos, germanos y británicos; expandiendo su romanización más allá del Rhin y del Canal de Suez.

1 millón de personas murieron, otro millón fueron sometidas, casi 1000 ciudades fueron romanizadas y 300 naciones quedaron sometidas. Por un ejercito, el de Cesar, que jamás superó los 50.000 hombres.

Hoy, más de 2100 años después y mientras veía y sentía como atravesaba el Paseo de la Castellana el autobus rojo de la selección española, he comprendido lo que debían sentir aquellos generales romanos en sus desfiles triunfales tras aquellas victorias y me he emborrachado del poder de las masas.

Nenaza italiana:

Cesar-1

Nenaza alemana:

Alemania

CAMPEOOOOONESSSS

Espania

Ya sé que sólo es futbol, ya sé que hasta hace unos días no comprendía este deporte; pero eso era antes. ¡Qué demonios! Aprovechemos las alegrías. Sean del tipo que sean. Que cada vez hay menos.

¡¡¡¡OOOOEEEEEE OEEEEEE OEEEEEEE!!!

España 1 – Alemania 0

Espana Eurocopa

¡¡¡A por ellosssss ueeee!! ¡¡a por ellos oeeeekkk!!!!!!!
¡El fútbol a veces es lo mejor! ¡no entiendo como a veces no me gusta el fútbol! ¡viva España!
Da gusto ver qué hemos pasado de cuartos, hemos ganado y además que nos lo hemos merecido, nada de ganar de suerte y por accidente. Cuando meneaban al entrenador he pensado, uy uy, a este le va a dar lo que a Amy Winehouse un día de éstos; pero ha sido una retirada histórica y entiendo que estuviera al borde de la histeria.

Se me han caído un par de planes (Juanpa, he visto tarde el sms sorry) pero afortunadamente nunca falta gente con quien irse a liarla (si alguien ha estado celebrandolo es posible que me haya visto, yo iba de rojo). Hoy me parece que no va a ser un día demasiado divertido. Por la noche me lio me lio y claro… Ahora sentarme delante del ordenador 8 horas igual no es lo que más me apetece. Pero bueno: los coches que meneamos ayer, el reencuentro con mucha gente que me he encontrado celebrandolo y el cachondeo ha merecido la pena. Aquí pongo un pequeño video que grabé casi por accidente, siempre se me olvida grabar las cosas y me perdí gente bañandose y eso, pero se intuye el cachondeo. Si quereis poner vuestros propios videos podeis incluirlos en los comentarios.

Copa de Europa en el as

Kermit Love: el hombre del corazón de goma

Kermit-1
La sección de obituarios del periódico se me apareció ayer un poco más gris de lo habitual. Se podía leer que Kermit Love (Gustavo Amor) – el tipo del corazón de goma que dió vida al muñeco con su mismo nombre Kermit the frog (la rana Gustavo), Triki, el monstruo de las galletas (mi favorito junto al conde Drako y la cerdita Peggy), Espinete de Barrio Sesamo y algunos menos queridos pero igualmente famosos como el oso Snuggle (el osito del suavizante mimosín sólo superado en cursilería por la niña del Vips Vaporups) había muerto a los 91 años de edad en su ciudad natal, Nueva York.

Kermit-Love-1

Me resulta ahora que recuerdo que alguna vez le había visto un personaje entrañable. De esos en los que no piensas muy a menudo pero a los que agradeces el haber conseguido hacer que su muerte te duela tanto. Con su muerte, de repente, te das cuenta de que, aunque quizás no has pensado en ellos más de 2 o 3 segundos durante tu vida, ésta desde luego no hubiera sido lo mismo sin su paso por ella.

Triky, Gustavo o los muñecos de los Muppets no fueron sus únicas marionetas, eso lo suponía, pero lo que me ha llamado mucho la atención algo que leí ayer en El País, y es que Kermit Love no sólo tuvo su primer contacto profesional con España cuando envió, en una gran caja, el que sería disfraz de espinete. Además fue el responsable de la creación de Jose Chuletón, Chema Pamundi y otros muñecos que daban forma a una de las series con las que más me he reido cuando era pequeño: los muñecos de Gomaespuma.

Galletas

Cuenta el propio Guillermo Fesser, uno de los integrantes del duo Gomaespuma, que supo de Kermit porque comentó a su dentista, cuando aquella serie sólo era aún un espejismo, que “pretendía hacer un programa de marionetas para adultos”, y entonces el doctor de ambos se lo recomendó diciendo que tenía un “cliente que fabricaba muñecos”.

Tras unas cuantas llamadas a ese hombrecillo conocido por los taxistas neoyorquinos como “Santa Claus”, éste accedió a reunirse con famoso locutor, aprovechando que podía dedicarle los 40 minutos que duraba el trayecto en tren desde su casa a Nueva York.

Para cuando amaneció el día de reunirse en la estación, Guillermo Fesser ya sabía que iba a reunirse con el dios de las marionetas, con el primero que las aumento de tamaño y usó como material la gomaespuma que actualmente seguimos viendo en practicamente todos los shows con muñecos; así que se encontraba bastante nervioso e incluso sentía cierto tufillo a estúpidez cuando ante la estoica mirada del estrafalario personaje comenzó a relatarle su nuevo proyecto: una serie de titeres para adultos que se presentaría en España (y que sería genial, aunque eso aún no lo sabía)

Llegó el viaje a su fin pero Guillermo no estaba siquiera esperanzado de haberle impresionado, incluso se sentía bastante gilipollas según sus propias palabras. Y sin embargo, cuando se despedían, Kermit le invitó a su estudio -un gigantesco Loft- y le hizo disfrazarse para representar algo similar a lo que sería aquello que le había ido explicando durante el trayecto hasta la Gran Manzana.

Muppets-Kermit-Clein-5001005

Seguramente ridículo como pocas veces en su vida, disfrazado de Epi o Blas (no lo especifica pero la imagen que me viene a la mente es igual de hilarante), Guillermo Fesser consiguió así que el rey de las marionetas se comprometiera a todo lo que permitía el presupuesto disponible para la serie: venir a España para trabajar en los personajes de durante 1 semana.

Más tarde sin embargo, con la semana ya concluída, Kermit decidió regalarnos 1 mes por su propia voluntad y supervisó escenas, iluminación y otros detalles de la serie sin cobrar, demostrandonos que lo dificil no es ganar dinero, que lo realmente díficil es ganarlo sintiendo pasión por nuestro trabajo.

Gracias Kermit Love por tener tu corazón de marioneta tan grande como para dedicar toda una vida a algo que otros hombres grises considerarian simplemente ridículo.

Videos de Gomaespuma:

Historia de espinete (Barrio Sesamo) en España

La primera vez que se emitió Sesame Street en España no iba a salir Espinete, sino una talgallina Kaponata (que en otros países todavía existe porque yo la he visto cuando vivía en Irlanda, con un caracol un poco resabiado). El caso es que debido a dichos como “Eres más puta que las gallinas, que aprendieron a nadar para follar con los patos” y al desprecio que se siente por los pollos en general, no tuvo éxito y se decidió encargar a la factoria de Barrio Sesamo, a Kermit Love en este caso, otra mascota más acorde con nuestra personalidad.

Se pidió “un aguila” (?) pero como tenían demasiado trabajo era imposible entregarlo a tiempo y se optó por enviar un muñeco que había sido rechazado por Israel, un animal símbolo allí de la naturaleza: un puerco espín rosa.

Cosillas relacionadas

Como ser creativo. Guía completa para aumentar la creatividad
Kermit Love
Web de gomaespuma
Videos de Barrio Sesamo

Terrible aterrizaje. Todavía me duele

*En respuesta a los miles de emails recibidos respecto a la falta de actualizaciones por aquí: no he actualizado ultimamente deprisa.net porque he intentado dejar aparcada unos días casi toda mi rutina (buena o mala, simplemente desconectar un poco de mi prisa obligada habitual).

Evidentemente no he recibido ni un sólo email preguntando si me había muerto (bueno, uno, pero lo de miles era broma). Lo que sí es cierto es que no he actualizado esta web porque me vine unos cuantos días a la costa para cambiar de aires y sobre todo porque, por culpa de una conexión más lenta que este presunto descerebrado haciendo una división con decimales, sólo me he conectado para cosas imprescindibles de trabajo.

No es que no haya querido enchufarme muchas más horas, es que he vuelto a pecar de ingenúo porque como yo tengo abierta la conexión en Madrid para que me coja conexión todo aquel que quiera se me había olvidado que aquí aún no he conseguido encontrar nunca ninguna wifi abierta, algún fonero cerca o al menos algún acceso privado cómodo de utilizar para leer porno por ejemplo, como dice un amigo.


Avenue Q – The Internet is for Porn

Sin poder evitarlo me tuve que volver loco el primer día para conectar un mac a la red usando una HTC P3600 y, aunque lo conseguí, el 3G justo en este trozo de costa es sólo una utopía de la que hablan en los anuncios porque la velocidad real crispa los nervios al menos 10 veces lo que pueda desestresar el pack playa + el tiempo tan estupendo que está haciendo estos días… Y eso que yo llegué a sufrir la época de los modems.

En fin. Días de Internet básico. Lo demás puede esperar:


Feeds

Por lo demás ¡perrea perrea!, cervecitas, pubs irlandeses y playa… Bueno, en realidad de playa no tanto porque aunque “gracias” a la salvaje explotación inmobiliaria y a la corruptela típica española tengo la playa a unos 30 metros caminando, yo prefiero quedarme en la piscina y dejar la arena en el suelo. Deberían asfaltar las playas.

¿Vosotros qué Preferis? piscina o playa

Las playas de baleares y Canarias me gustan bastante, pero en general sino es para observar a la gente o estar un rato, para bucear o para verla desde un barco yo prefiero casi siempre la intimidad de la piscina a las multitudes y arena de la playa.

No me refiero a preferir la playa para hacer deporte y cosas así, sino a elegir piscina o playa para estar tirado y bañandose. En esos casos, donde esté una piscina sin bichos, sin arena y sin gente, por mí, se pueden secar unas cuantas playas atiborradas de gente.

En la piscina puedo estar con la PSP o el portatil o el Zen o lo que sea sin miedo a que me lo quiten, el agua está menos fría, no hay arena, no hay gente, está más limpio…

Historias playeras para no dormir

Salvo (inmorales) excepciones la playa es de todos, así que no es buena para nadie, como digo yo, y es que las playas de algunos hoteles, zonas frías del norte o algunas calas como las de Baleares o Canarias son una adorable excepción; pero generalmente los trozos de costa ibérica suelen estar llenos de gente de todo tipo y no tienen limitado el acceso, lo que permite el paso a un largo etc de especímenes como ladrones o guarros bastante incómodos. No es que tenga nada contra la gente indeseable en general (contra los pandilleros, talibanes, prueba-politonos de bus y gente así sí; pero me refiero a gente normal). Me la refanfinfla lo que cada uno haga con su vida y de hecho me suele gustar la gente rara… Mientras no me molesten o anden molestando a otros seres vivos.

El problema es que en la playa abunda sobre todo el indeseable de tipo B, el que deja de ser divertido o curioso y se vuelve intrusivo. Molesta y a menudo no se limita con mojarte, pisarte las cosas, despertarte, llenarte de arena o darte pelotazos (hasta 6 o 7 veces tuvo que pisarnos y golpearnos con la bola de tenis una tipeja antes de ¡preguntar! “mejor me voy a alejar un poco” ¿verdad? Bastante a menudo van un poco más allá y dan lugar a situaciones como las 2 últimas que yo he vivido:

– Me encontraba tranquilamente leyendo un libro, tirado en la toalla, y aparte de unas cuantas guiris en topless (nada mejor que el pecho pequeño y sin silicona por cierto, jamás entenderé a las que se plantan ahí 2 balones de goma) que no hacen más que alegrar el paisaje no hay casi nadie en la playa (son las 16:00). Me estiro y retozo encantado, más feliz que una perdiz, pero justo durante esos instantes en los que redescubro de vez en cuando que lo verdaderamente importante de la vida son las pequeñas cosas y no la ambición que nos venden, aunque suene a tópico, oigo y diviso (por este orden) una familia enorme y tremendamente intrusiva.

Energúmenos Full-Equip: sombrilla-tienda, inflables, raquetas, niños, madre histérica, marido aficionado al puro, picoteos varios, cuñada repulsiva en topless y suegra gritona que, como si tuviera algún tipo de problema mental más grave del que aparenta, parece que no puede parar de decir “holaaa” “holaaa” “holaaa” “holaaaaa” a un pequeño aprendiz de monstruo que ella misma arrastra en un carricoche y que lo único que hace es llorar, en lo que se me presenta como la única acción lógica de todas las que podría hacer esa infernal prole que se me acerca… Cada vez más y más.

No no no no no no no

No no no no

No no no, es lo único que alcanzo a desear

(…)

no no

(…)

Pues sí. Señoras y señores: tienen unos 10.000 metros de playa casi vacía y se tienen que plantar a menos de 1m de mí, no sin antes llenarme de arena. Sin exagerar. A un puto metro de mí. Tienen metros y metros sin nadie al lado, o al lado de aquellas guiris en topless no operado mucho más interesantes que yo… Y sin embargo van y plantan su campamento de los horrores en este espacio, en una clara demostración de aquella frase que dijo Einstein:

“sólo hay 2 cosas ilimitadas… El universo y la estupidez humana. Y no estoy seguro de lo primero

¡Qué venga Herodes! ¡que venga el guardaespaldas de Ana Obregon a traerme la paz! Pienso mientras me levanto con cara de mala hostia para apartarme unos metros de ellos. Supongo que ni siquiera han llegado a plantearse imaginar que ser tan intrusivos no está bien, que gente así hace menos buenas las cosas buenas del mundo como la playa (aunque sea mejor la piscina).

NOTA MENTAL: Pintar rayas en las playas, como en los parking
TRUCO ANTI-INTRUSIVOS PLAYEROS: Alquilar una tumbona. Las familias con niños pequeños o demasiado numerosas suelen evitar estas áreas de pago. (nunca hay mal que por bien no venga)

El grupito que me echó de mi sitio tiró un puro al suelo, nos llenó de arena, sus crías me saltaban por encima, no paraban de gritar en un asqueroso acento, etc; pero no es lo peor que he visto. Eso ya había sucedido unas semanas antes.

Aquel día, también en Calpe pero un viaje anterior, una madre gorda y con ronchos de sudor distribuidos por las partes más asquerosas de su bañador de los 60 cogió a su hija de unos 7 años y lo bastante cerca nuestro como para que no pudiera evitar verlo, pero lo suficientemente lejos del mar al mismo tiempo como para que pudiera imaginarme el olor del pis pudriendose sobre la arena mientras alguien estaba sentado encima, agarro sin ningún tipo de pudor a esa pobre niña, “lo” sujeto con las patas lo más abiertas posibles y en medio de la playa un chorro de pis a toda presión empapó la arena donde la gente se tumba, a tan sólo unos metros de otra gente que estaba allí recostada.

Aunque sé que la culpa era de la guarra de la madre (que además aderezó la meada con una colilla) es la primera vez que he odiado a una niña tan pequeña. Espero que algún día a la madre le pase algo como ésto, que aún me duele:

Ya me he cansado de cansaros. Pronto más.

Yo voy en transporte público

A quien corresponda: hay en las oficinas centrales de Tráfico algunos funcionarios muy simpáticos, me informaron dos muy amables; pero si tienen que ponerme a alguien delante como la arpía que me tocó a mí en la mesa, que no me culpen cuando digo que todas las gestiones burocráticas que se puedan hacer desde una máquina sin tener que recurrir al trato con personas son mucho más agradables y seguras. Y es que donde esté una bonita gestión a traves de Internet, pese a lo chapucero de casi todas las páginas oficiales, que se quite tener que enfrentarse al careto avinagrado de algunos funcionarios alienados por la injusta estabilidad forzosa en su puesto de trabajo pagado por mí y por el resto de contribuyentes. Es mi opinión.

Cuento ésto porque ayer tuve que ir a las oficinas centrales de Tráfico en Ezpaña y como tenía el coche estupendamente aparcado en el Ifema, que está a tres paradas en Metro de allí, me dije ¡pues voy a ser ecologista y voy a ir en transporte público!, ¡que así no tengo que tirarme 20 minutos buscando sitio por allí!

Me llamó la atención que en el metro ya no hay taquilleros, se compran los billetes directamente sin esperar ni un minuto: tocas la pantalla de alguna de las máquinas situadas en el descansillo, metes una tarjeta de crédito (no pide nada, si eres un maldito ladrón ya sabes, a comprar billetes de metro para revenderselos a algún cutre), y es todo: la máquina te escupe rapidamente un billete rosa (que digo yo que podría tener publicidad y así subvencionaban un poco el transporte, no todo a base de impuestos o bolardos feos por la calle, pero bueno). Lo metes en las puertas, te marca un número con el número de trayecto del día (si pones celo a los lados no te marcaría nada y puedes decir que no funciona y usarlo otra vez supongo) y ya estás dentro. Es como cuando vas a votar. Te sientes un buen ciudadano.

Maquinametro

Tras varios paréntesis más ya estaba como quien dice en el anden ¡Ménudo metro más bueno que han puesto en Madrid! Han instalado televisores, aire acondicionado, ascensores, megafonía de calidad, ¡hasta una bibliozona en el anden donde daban libros gratis!… Un mundo de lujo y ecologismo por sólo 1€ donde a veces además te regalan hasta periódicos.

Aparte de rápido y barato es un medio de transporte interesante porque además de ir mirando gente se puede leer, ir con la consola o el móvil, estudiando, etc; la verdad es que ahora que soy un usuario del transporte público no sé por qué la gente se queja tanto. Yo estoy en contra de los autobuses porque me estorban para conducir, pero el metro la verdad es que no está nada mal y os lo recomiendo: ¡idos en metro! ¡Vuela!

Metromadrid

Su peor inconveniente es la gente (algunos estornudan, huelen, estorban, empujan, etc), pero paradójicamente es la gente también lo mejor del metro. Durante mi viaje me lo pasé bomba escuchando conversaciones y observando personajes de todo tipo. Se ve que ya no hay músicos o al menos no coincidí con ninguno porque tampoco estuve mucho, pero recuerdo que antes había algunos bastante buenos. Los del acordeón o los que ponen el amplificador demasiado alto me sobran, pero a algunos no intrusivos de los que tocan música andina o cantan la verdad es que sí me hubiera apetecido encontrar como elemento exótico a mi viaje civico-ecológico. Tampoco ví ningún indigente, pediweño, etc y en general todo estaba bastante vacío.

De todas formas y pese a todas sus ventajas yo voy a seguir llendo en coche. No me gusta compartir espacios cerrados con determinada gente intrusiva y además cuenta la leyenda que respirar mucho aire del metro al día te convierte en un cabrón:

Video de un vigilante pegando a un mendigo

Video de los vigilantes valentones de Prosegur:

Enace recomendado: web para evitar los timos, cadenas y peligros en Internet

Llevo un rato dando vueltas por una web dedicada a recopilar un montón de información útil para evitar timos, leyendas urbanas, programas espías, publicidad engañosa y en general cualquier peligro al que nos podamos enfrentar desde Internet.
Antes de enviar un correo del tipo “hotmail se cierra” o de meter tus datos en alguna página no está de más que eches un vistazo a la información aquí recopilada, porque tienen muchísima y toda parece bastante buena:

Rompecadenas

Y para responder a esos amigos “pesados” de esos que no paran de mandar Powepoints y leyendas absurdas:

Graciasperono

Cine gratis: La Niebla (o nieblo) y además España gana

“La Niebla” es la última adaptación al cine de un relato (o relata) de Stephen King y la verdad es que no está mal. La película (o películo) es entretenida y el final o es realmente sorprendente y con un puntillo filosófico que hace que quede un regustillo bastante agradable tras haber visto el largometraje. Digamos que no es nada del otro mundo, pero que tampoco te arrepentiras de verla si te gustan las películas de terror.

Descargar La Niebla (o nieblo), XVID buena calidad:

Enlace para bittorrent
Enlace para emule

Accesorios:

– Reproductor perfecto de video para Mac, Windows o Linux: VLC media player
P2P para mac
P2P para windows

Mientras veía la película (o películo) estaba jugando el equipo (o equipa) de futbol de España y además ha ganado oe oe oe… ¡Estoy hasta por ponerme mi camiseta con la mascota (o mascoto) de la selección de futbol para simular que a mí también me importa mucho ese deporte y poder unirme a la juerga (o juergo) que se oía hace un rato por la calle! Y es que a veces me gustaría poder sentirme tan feliz con cosas tan sencillas y básicas como el futbol, sentir eso que transmitían unos que han salido hace un rato por TV: pintados de rojo, bañados en alcohol o sudor, y gritando de alegría sin importarles nada otras cosas como que esta mañana ya no quedara gasolina en Alcobendas o que España (el país, no la selección) no vaya ultimamente demasiado bien.

Y es que nada, yo no consigo hacer que me importe un bledo el que 11 tipos metan más veces un balón en una portería que otros 11 y sólo me alegra el futbol cuando un equipo que me cae mal pierde. Aunque sí admiro el mundillo que genera a su alrededor y me gusta ver a esa gente como loca de la que hablaba, no me llena el fútbol aunque lo intente.

Admiro mucho más a músicos, actores, pintores, científicos, humoristas etc que a los futbolistas y puestos a buscar espectáculo yo la verdad es que preferiría algo más clásico, al estilo del circo romano: luchas a muerte entre violadores, asesinos, ladrones, terroristas e incluso algunos políticos y famosillos como carnaza… ¡Eso sí que sería emocionante! “En cartel de Juana Chaos contra Ynestrillas y su excepcional tridente afilado”, “Aida Nizar en pelotas contra el violador reincidente de piramides, puesto hasta las cejas de viagras“, “Una encarnizada lucha a muerte entre el caballito de Ralph Lauren y el cocodrilo de Lacoste“… ¡Panem et circenses Hispania! (¡Pan y circo España!)

Mascota-Spain

Ayer en Hipercor haciendo mi compra de limon&nada y pitanzas variadas, que ménuda cola (o colo) por cierto y encima no pude hacer que me llevaran la compra a casa (es gratis pero la huelga es lo que tiene), la cajera me dijo “mete la mano aquí” y saqué una tarjeta (o tarjeto) con la bandera de Portugal de un saco. Si gana el equipo Luso me regalan unos 100€ y yo pensé “buff, pues voy listo” e inmediatamente después… “Por lo menos no me ha tocado España“.

Esta victoria, como siempre, servirá para fliparnos y olvidar unas cuantas desgracias unos cuantos días, pero de cuartos… No pasaremos. A mí me importa más que esta mañana ya no hubiera gasolina y que España se esté llendo al garete. Perdón por preocuparme, seres felices pintados de rojo.

Ridículo: miembros y miembras.

Pon tu foto en todas las portadas

Otro de esos servicios para distraerse un rato o impresionar un par de minutos a tu hermana pequeña: poner tu foto en diferentes portadas y subirlas a facebook, usarlas en el msn, etc.
Este tipo de servicio no es nuevo, pero esta vez está en español para que no tengas que molestarte ni siquiera en traducir: subes tu foto y listo, tu cara en decenas de revistas de todo tipo. En mi caso, creo que va a ser la única portada que consiga en mi vida jeje.


Yo-Portadas

Tu cara en las principales portadas de revista: Revistate

Visto en: agujero negro, un estupendo clásico de Internet

Mundo animal: mordisquitos

¿Será un fake, una falsificación, o realmente un cocodrilo hace cortes tan limpios?


www.Tu.tv

Este video me recuerda un poco al material de la web más burra de internet, una que se dedica a recopilar fotos de enfermedades raras, seres asquerosos, fotos violentas, etc. A mí me parece de bastante mal gusto, pero por si quereis saber a qué me refiero: Rotten

Más bichos…

Image001